Fútbol y rap, un matrimonio feliz en Marsella

Marsella, 12 Abr 2020 (AFP) – Aunque el estadio Velodrome permanece silencioso en plena pandemia del nuevo coronavirus, muchos sueñan con que el balón vuelva a rodar y con que suene de nuevo el rap. El Olympique de Marsella tiene lazos especialmente fuertes con los artistas locales de música urbana.

«El matrimonio estaba claro entre el OM (Olympique de Marsella) y el rap», estima Sat el Artificiero. Este exintegrante de la Fonky Family, uno de los grupos de rap más célebres de este punto del sur de Francia, cuenta a la AFP su teoría sobre esta unión perfecta: «Una ciudad popular, con un deporte popular como el fútbol y una música popular como el rap».

¿La prueba de esta simbiosis? Más allá del habitual «Jump» de Van Halen, el hip-hop ocupa casi toda la banda sonora en el estadio del Marsella.

La velada suele comenzar con «Belsunce Breakdown», de Bouga, con la entrada de los jugadores para el calentamiento. Luego, justo antes del anuncio de los once titulares, un vídeo emite bellas imágenes de la ciudad y sus futbolistas con «Bad Boys de Marsella» de fondo, de Akhenaton, uno de los cantantes de IAM, el grupo de rap más importante de la ciudad.

Y cuando el Olympique gana, la megafonía del estadio emite «A la bien», de Soprano, otro hijo musical predilecto de la ciudad, gran hincha además del club.

«El rap y el fútbol estamos en dos universos muy próximos», explica el director de contenidos para medios el club, Hervé Philippe.

Esta música gusta al público. Kheops es el «arquitecto musical» del grupo IAM, los primeros representantes de este sonido típicamente local desde el inicio de los años 1990.

«Marsella es una ciudad de rap», desde ese grupo IAM hasta los «Soprano o Jul de ahora», explica Kheops, que subraya que todos los músicas de esta onda «llevan al OM en la sangre».

«Y todos los jóvenes de los fondos norte y sur escuchan rap», apunta.

– Embajador Soprano –

El emblemático Akhenaton había diseñado la camiseta para los partidos europeos de la temporada 2012-2013 y Soprano, en 2007, grabó el clip de su canción «Hallah Hallah» en el Velodrome. El final de ese vídeo muestra al célebre cantante entregando las llaves del estadio al expresidente Pape Diouf, fallecido recientemente por el coronavirus.

Soprano ha sido incluso nombrado «embajador del OM», recuerda Sat. «Un gesto de especial relevancia, teniendo en cuenta que se trata de un marsellés de orígenes comorenses y del Plan d’Aou, uno de los barrios más pobres del lugar, en los límites de la ciudad, que se convierte en embajador de un gran club francés. ¡Es un mensaje fuerte!», apunta.

Más recientemente, Alonzo, exintegrante como Soprano de los Psy 4 de la Rime, otro ‘monumento’ del rap marsellés, trabaja con la marca Puma. Ha grabado un anuncio publicitario junto al mítico Diego Maradona.

El propio Sat comparte desde hace poco el micrófono con el ‘speaker’ histórico del estadio, Dédé Fournel.

Soprano ha llenado tres veces el Velodrome con conciertos y Jul tenía pensado hacerlo en junio, aunque la situación actual ha frenado esos planes. Esa nueva estrella del rap marsellés ha contado en sus clip con jugadores del club, como Remy Cabella.

La implicación del Marsella llega incluso organizando una plataforma con «artistas locales todavía no muy conocidos» para sesiones de ‘freestyle’ relacionadas con el club. En YouTube, esa iniciativa puede generar centenares de miles de visionados.

Cuando la actividad normal pueda retomarse, el rap será otro signo de normalidad en Marsella y en su estadio.

eba/dr/iga

Puma

GOOGLE

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.