Suspenden al menos cuatro partidos de MLS en protesta por ataque policial

Miami, 27 Ago 2020 (AFP) – Al menos tres partidos de la jornada del miércoles de la liga de fútbol norteamericana (MLS), uno de ellos del Inter Miami de David Beckham, fueron aplazados en protesta por el ataque policial contra el afroestadounidense Jacob Blake.

Estas suspensiones siguen la estela del boicot de jugadores de la NBA, donde se suspendieron los tres partidos de playoffs del miércoles, y en las Grandes Ligas de béisbol, con al menos dos aplazamientos.

Tras pactar la suspensión a pocos minutos del inicio del partido, los jugadores del Inter Miami y los del Atlanta United saltaron juntos a la cancha del Inter Miami Stadium, muchos de ellos portando camisetas con el lema «Black Lives Matter» (La vida de las personas negras importa).

Tras posar unidos para fotografías ambos equipos enfilaron de nuevo hacia los vestuarios.

«El juego de esta noche entre el Inter Miami y Atlanta United ha sido pospuesto», confirmó posteriormente la franquicia de Miami, copropiedad del inglés David Beckham y dirigida en el campo por el uruguayo Diego Alonso.

Posteriormente los Portland Timbers, ganadores del reciente torneo ‘MLS is Back’, confirmaron también que no jugarán el partido ante los San Jose Earthquakes del técnico argentino Matías Almeyda.

«Los Portland Timbers apoyan a nuestros jugadores en su decisión de no jugar hoy», dijo la franquicia en un comunicado. «La injusticia racial y la brutalidad policial hacia las personas negras en nuestro país debe terminar ahora».

El FC Dallas y el Los Angeles FC también anunciaron en Twitter la suspensión de sus partidos contra el Colorado Rapids y el Real Salt Lake City, respectivamente.

El primer choque de la jornada de la MLS, entre el Orlando City del portugués Nani y el Nasvhille SC, sí se disputaba en la tarde del miércoles.

Las protestas contra el racismo y la brutalidad policial en Estados Unidos han resurgido tras el ataque a tiros de la policía de Kenosha (Wisconsin) contra el afroestadounidense Jacob Blake cuando subía a su camioneta.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.