Setién, ¿revulsivo fallido del Barça?

Madrid, 18 Jul 2020 (AFP) – ¿Quique Setién será el entrenador del Barcelona en la Champions en agosto? Confirmado por la dirección del club el lunes, el técnico, que llegó como revulsivo, no termina de convencer en vísperas del último partido de la temporada liguera contra el Alavés el domingo (15h00 GMT).

Necesitado desesperadamente de una victoria el jueves pasado para seguir creyendo en una remota posibilidad de ganar LaLiga, siempre dependiendo de lo que hiciera el Real Madrid, los azulgranas cavaron su propia tumba concediendo su primera derrota desde la reanudación de la competición 2-1 contra Osasuna en su Camp Nou.

Todas las miradas se centraron entonces en Quique Setién, llegado en enero en sustitución de Ernesto Valverde para tratar de dar un nuevo impulso al Barça y que no ha sido el revulsivo esperado por el club azulgrana.

«Quique Setién dirigirá al equipo en la Champions y en estos dos partidos que quedan de Liga», decía en la noche del domingo el presidente del Barça, Josep Maria Bartomeu, a la televisión pública regional catalana TV3.

Pero, el hombre llamado para recuperar el ADN del Barcelona, famoso por su juego ‘cruyffista’ falló en su misión. Tras un primer partido impresionante el 19 de enero contra Granada, en el que los azulgranas efectuaron 1.005 pases (con un 92% de efectividad) para acercarse a las mejores marcas de la gran época de Pep Guardiola (2008-2012), el Barça siguió hundiéndose en una pesadilla.

– Dudas –

El equipo azulgrana alternaba algunos resultados decepcionantes (como la derrota 2-0 en el clásico contra el Real Madrid, el 1 de marzo) con escándalos extradeportivos.

Y tras la derrota contra Osasuna el jueves, la seguridad mostrada por el presidente Bartomeu fue puesta en duda incluso por el propio técnico: «Espero estar ante el Nápoles (en la vuelta de octavos de final de la Liga de Campeones en agosto), pero no lo sé», dijo Setién tras el partido el jueves.

Un giro acentuado por la pérdida de LaLiga en favor del eterno rival, el Real Madrid, y por el enfado del capitán Leo Messi, que levantó la voz en directo en la televisión Movistar+ el jueves: «Hay que hacer una autocrítica, empezando por nosotros, los jugadores, pero hacer una autocrítica global».

«No esperábamos y no queríamos terminarla de esta manera (LaLiga), pero marca un poco como fue todo el año, un equipo muy irregular, muy débil, que le ganan por intensidad, por ganas, que nos crean muy fácil y nos hacen gol», explicó un cariacontecido Messi.

– ‘Cambiar muchísimo’ –

«Si queremos pelear por la Champions vamos a tener que cambiar muchísimo porque si no, el partido del Nápoles lo vamos a perder también», advirtió el capitán azulgrana.

«El proyecto de Setién agoniza: las razones de un divorcio total», tituló Marca en su edición en línea este viernes, precisando que «el futuro del técnico está en el aire».

Une previsión compartida por el rotativo catalán Mundo Deportivo, que afirmó que Setién y Bartomeu se reunieron el viernes para hablar del futuro del entrenador de 61 años.

Según la televisión regional catalana, el presidente azulgrana no tiene intención de tomar ninguna decisión en caliente.

El domingo ante el Alavés en la 38ª jornada de Liga, será la última oportunidad para los azulgranas de mostrar su mejor cara antes de la competición europea.

Una última salida en el campeonato doméstico antes de su vuelta de octavos de final de la Liga de Campeones contra el Nápoles el 8 de agosto en el Camp Nou (19h00 GMT), donde el Barça buscará ganar tras el 1-1 de la ida para intentar acceder a los cuartos, donde le esperarían Chelsea o Bayern de Múnich.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.