«El día fue un poco raro», admite el técnico de Fortuna Düsseldorf

Berlín, 16 Mayo 2020 (AFP) – Los entrenadores y jugadores de la Bundesliga vivieron este sábado «un día un poco raro», como admitió el técnico del Fortuna Düsseldorf, Uwe Rösler, en alusión a haber tenido que retomar el campeonato más de dos meses después con medidas de prevención contra el COVID-19 y sin público en la grada.

«El día fue un poco raro. Soy alguien emotivo, me gusta abrazar a un jugador. Es algo que no podía hacer para nada hoy», explicó Rösler tras el empate 0-0 de su equipo ante el colista Paderborn, en alusión a las medidas de evitar el contacto físico en la medida de lo posible.

Por su parte, el técnico del Wolfsburgo, Oliver Glasner, cuyo equipo ganó 2-1 en Augsburgo, estimó que «una victoria así es tan bonita como con un estadio lleno» aunque admitió que le hubiera gustado «festejar esto con los hinchas».

El Friburgo consiguió un meritorio empate 1-1 en Leipzig y su entrenador, Christian Streich, explicó que para su club la circunstancia «no era realmente nueva».

«Nos entrenamos ya con estadios vacíos, pero es triste no tener personas en el estadio. A largo plazo no es grave. No va a afectar la calidad (del juego) que no haya espectadores. Como entrenador no es algo nuevo para mí, he entrenado mucho tiempo a equipos juveniles y siempre me he escuchado gritar», apuntó.

bur-bk/jr/dr

BORUSSIA DORTMUND

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.