Sorokin: “No habrá elefantes blancos” en estado de abandono tras el Mundial

Rusia no ha construido ningún “elefante blanco” que quedará inutilizado tras el Mundial-2018 de fútbol, afirmó este jueves a la AFP el director del comité de organización Alexei Sorokin, expresando estar “extremadamente satisfecho” de los preparativos.

El sorteo del mayor acontecimiento deportivo del planeta, organizado del 14 de junio al 15 de julio de 2018 en Rusia, tendrá lugar el viernes en el Kremlin.

P: A menos de 200 días del inicio, ¿está usted satisfecho del estado de preparación de Rusia para el Mundial-2018?

R: “Estamos extremadamente satisfechos. La mayor parte de los trabajos avanzan bien y los estadios, en términos de construcción, van a estar totalmente listos pronto. En la primavera (boreal) vamos a adaptarlos para el Mundial. Vamos a jugar tres partidos en cada estadio antes del Mundial para probarlos, mirar los flujos de espectadores…”.

P: ¿Podemos hablar de porcentajes en cuanto al estado de preparación?

R: “Estamos listos a más de un 80%. Los estadios, entre los siete que no están todavía terminados, están a un 85-90%. Quedan a veces terminaciones, algunos detalles y arreglos en los alrededores. Algunas terminales aeroportuarias deben todavía ser terminadas, pero lo esencial de las infraestructuras está terminado. Es inútil precisar que son infraestructuras que habrían sido construidas de todas maneras. Nada ha sido específicamente construido para el Mundial. Todas serán utilizadas tras el Mundial. No habrá elefantes blancos, nada inútil o superficial. Todo estará a disposición de los ciudadanos rusos en los años venideros”.

P: En Samara, existen inquietudes sobre el hecho de que el estadio podría no estar construido a tiempo.

R: “Es verdad que ha habido retrasos en los trabajos por razones técnicas, pero la construcción avanza ahora a toda máquina y la empresa que se encarga de los trabajos nos ha prometido que se recuperará respecto a los retrasos. Estamos seguros que en la primavera (boreal), todos los partidos que nos servirán de test serán jugados allí”.

P: ¿Las sanciones y el Estado de las relaciones diplomáticas entre Occidente y Rusia, han tenido un impacto sobre la organización del Mundial?

R: “No solo las sanciones, sino que ningún otro factor ha logrado afectar la preparación. Hasta ahora, nada se ha puesto sobre nuestro camino. No ha habido cortes en el programa de infraestructuras que el gobierno puso en marcha hace unos años. Nuestro objetivo final es que cada aficionado, extranjero o ruso, se sienta bien y en seguridad. Y que deje Rusia con una buena experiencia, de la que se acordará. Si ustedes llaman a eso útil (para la imagen de Rusia), entonces sí, es útil”.

P: ¿Los rusos se interesan por el Mundial? Los resultados de su selección no incitan al optimismo.

R: “Los hechos nos dicen lo contrario. Primero, el interés por la Copa de las Confederaciones (organizada en junio de 2017) fue muy satisfactorio. Segundo, el interés por los partidos amistosos jugados recientemente también fue muy elevado. Más de lo que esperábamos. Y el interés asciende al mismo tiempo que las actuaciones de nuestro equipo. La mayoría de los especialistas se mostraron satisfechos tras el partido de Rusia contra España. Está claro que es fútbol y que nadie conoce el resultado con antelación pero tenemos buenas razones para pensar que la selección rusa jugará bien el año próximo. La presión está ahí pero son profesionales y pueden superar eso”.

© 2017, AFP

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.